Se clausurará la red social Google+ por exponer datos confidenciales

Se denomina como Bug a una falla recurrente y espontánea durante la ejecución de un determinado  software o hardware. De vez en cuando los ‘bugs’ son iniciados por conflictos en los procesos encadenados para hacer funcionar una aplicación.

En las grandes compañías informáticas continuamente, se están probando y desarrollando aplicaciones que optimizan o mejoran el funcionamiento interno de otras aplicaciones, las cuales son persistentemente probadas antes de su lanzamiento, al mismo tiempo que son verificadas las posibles fallas que puedan presentarse.

La explotación de vulnerabilidades en grandes corporaciones parece estar a la moda en estos últimos meses. Inicialmente el incidente ocurrido a la filial de Marriott Internacional donde se revelaron datos de 510 millones de clientes, luego salio la compañía Quora mencionado que fueron comprometidos datos de 105 millones de usuarios.

En esta semana el titán de información Google develó que había sido víctima de la lista de incidentes informáticos ocurridos durante fines de 2018.

En una alerta se informó, que su distintiva red social conocida como Google+ había exhibido datos pertenecientes a poco mas de 510.000 usuarios, por salida inesperada de un bug en sus sistemas.

Según los anuncios, la vulnerabilidad se encontró presente al momento de generar la actualización correspondiente al mes de noviembre de la API (Interfaz de Programación de Aplicaciones) de Google conocida como “People:get”.

Durante los últimos 7 días, esta API no funcionó como se esperaba, lo que dejo expuestos datos pertenecientes a 53 millones de usuarios como nombres, apellidos, correos, edad, sexo, ocupación entre otros,  ya que la misma estaba programada para gestionar solicitudes de información relacionada con datos básicos de los usuarios por parte de los desarrolladores, quienes a su vez se percataron del bug vulnerable mientras realizan comprobaciones de rutina.

Esta eventual falla, ocasionó que Google apresura la clausura de la red social para abril de 2019 cuando estaba prevista para  agosto.

En el informe oficial Google establece que la falla  no fue explotada por ningún agente interno ni externo en el desarrollo de aplicaciones. Google como compañía confirma que la vulnerabilidad no expuso ningún tipo de información frágil o sensible, como contraseñas o datos de carácter financiero.

Es de saber que las grandes corporaciones informáticas poseen un grupo de especialistas informáticos ocupados y enfocados en monitorear, analizar, resolver y responder por las fallas o bugs que se presenten a la hora de manejar grandes e importantes volúmenes de datos y por consiguiente se detectarán si hay la existencia de fallas que exponen deliberadamente la información, mucho antes de que haga pública.